Presentació de la revista Aguaits a Pedreguer. Notícia de La Marina Plaza


La Marina Alta ante su propio espejo: Cuarenta años de movilizaciones ciudadanas por la comarca soñada

Publicado: Miércoles, 26 marzo, 2014. La Marina Plaza

  • La revista Aguaits recoge en su último número un profuso estudio sobre la lucha social por la preservación del paisaje y contra el urbanismo desaforado. O la crónica del eterno conflicto entre crecimiento e identidad
  • El monográfico se presenta en Pedreguer, donde en 1978 dos mil personas se congregaron contra la planta asfáltica que impulsaba Aumar, constructora de la autopista

Manifestaciones, recogidas de firmas, asambleas populares, negociaciones con los ayuntamientos, detenciones, mociones, éxitos, fracasos…  A lo largo de los últimos cuarenta años, los vecinos de la Marina Alta han salido a la calle en múltiples ocasiones para oponerse a proyectos urbanísticos que amenazaban su identidad o para reivindicar mejoras en su territorio. Así, fueron escribieron su propia historia. En ocasiones se aproximaron a la comarca soñada. En otras, no. Ahora ha llegado la hora de hacer balance. De colocar este pedazo de tierra que es la Marina ante su espejo.

De tan saludable ejercicio se han encargado los investigadores Ignasi Cervera, Juanmi Rafet, Maria Josep Ripoll y José Vicente Sánchez, quienes han publicado en la revista Aguaits, editada por el Institut d’Estudis Comarcals, el estudio Conflictes territoriales i mobilitzacions ciutadanes a la Marina Alta. Su trabajo dictamina que el origen de esas reivindicaciones se forja cuando la comarca comienza a fiar en los setenta su prosperidad al turismo y a la construcción, relegando actividades atávicas como la agricultura. Estalla entonces el gran conflicto con mayúsculas: el que se desata entre crecimiento e identidad.

1. Desde Dénia a Calp

El artículo repasa con profusión las movilizaciones que se produjeron desde entonces y a lo largo de las últimas cuatro décadas contra la invasión expansiva de urbanizaciones, nuevos recintos portuarios o infraestructuras desmesuradas: la carretera abierta en el Montgó en Dénia para construir un repetidor, urdida en el tránsito a la democracia; la oposición desatada contra la autopista en Ondara y Pedreguer; o las decenas de planes urbanísticos en litorales y montañas, con dos cargados de simbolismo: el de Puig Llorença en Benitatxell, que enfrentó a vecinos y ecologistas; y la doctrina Parcent, que paralizó miles de viviendas en los riscos de ese municipio con el aliento de la Unión Europea.

aguaits32-33

La lucha para reivindicar la variante de Ondara, con aquellos cortes al tráfico en la Nacional al amanecer impulsados por el propio ayuntamiento; el rechazo a ampliaciones portuarias que cayeron como cascadas sobre todo en Xàbia y también en Dénia; la oposición a las subestaciones eléctricas en ese último municipio y en Calp; la batalla por preservar los parques naturales del Penyal d’Ifach, la Marjal y el Montgó; la Guerra del Agua entre Pego y la costa; o la respuesta social para evitar nuevas tragedias como la del río Girona, son otros de los acontecimientos analizados con profusión en el estudio, que reagrupa memorias y testimonios y nos indica de dónde venimos.

Y… ¿adónde hemos llegado? Muchas de esas movilizaciones lograron su objetivo. Otras fracasaron. El profesor Joan Romero, aunque aplaude el espíritu ciudadano de tantas batallas, es pesimista en el prólogo del monográfico, que titula, utilizando de nuevo el símil del espejo, un païs davant de l’espill: crònica de un cert fracàs col·lectiu. A juicio de Romero, ese fracaso obedeció sobre todo a que con su capitalismo de casino, numerosas empresas de la construcción “colonizaron” el poder político e impusieron sus criterios urbanísticos expansivos “con la complacencia de la sociedad” y “generalizando la corrupción a través de tráficos de influencias”.

2. Retorno a Pedreguer

La pasada semana, el Institut d’Estudis Comarcals presentó el estudio de Pedreguer. Algo así como volver al lugar de los hechos (o mejor dicho, aunque rompiendo la metáfora, a uno de los lugares de los hechos): en ese municipio se desencadenó a partir de 1978 una dura oposición contra la construcción de una planta asfáltica que pretendía instalar la promotora de la autopista AP-7, Aumar, tal y como recordaron junto a los autores del monotgráfico, Josep Castelló y Francesc Giménez. Los dos fueron testigos de aquellos días de los finales de los setenta en que hasta 2.000 personas llegaron a congregarse en una famosa asamblea popular en el trinquet de Pedreguer contra aquella planta, frente a la que también se convocaron manifestaciones que acabaron en detenciones y gente protegiéndose de la Guardia Civil en la iglesia. Qué tiempos.

Aguaits 1

Como sucedió con la carretera del Montgó en Dénia, también entonces en Pedreguer se quemó maquinaria; pero a diferencia de la carretera del Montgó, en Pedreguer sí acabó por construirse la planta pese de la oposición de todo el municipio. Ahora bien, más allá de la derrota, aquella movilización dejó un nítido concepción de la participación ciudadana, contenido en estas palabras pronunciadas por Vicent Pons en el trinquet hace 36 años: “Este es un momento histórico para Pedreguer: los representantes de las organizaciones ya no somos los protagonistas. Ahora, lo es el pueblo”.

3. Hacia el pasado y hacia el futuro

El trabajo no sólo es exhaustivo, sino que permanecerá siempre abierto. O al menos, siempre que siga existiendo participación ciudadana. De hecho, el edil de Cultura de Pedreguer, Sergi Ferrús, propuso a los autores la búsqueda de otros conflictos más recientes en esa localidad, como la reivindicación por construir un instituto, la oposición al cierre de las urgencias sanitarias o la demanda de un nuevo centro de salud. Bien es verdad que el presente estudio se centra más en las cuestiones territoriales, dejando de lado las sanitarias, educativas o sociales. Tanto, no cabía.

De cara al futuro y basándose en tanto antecedente histórico , Cervera, Rafet, Sánchez y Ripoll proponen una serie de estrategias que pasen por poner en valor el patrimonio medioambiental y cultural de la comarca, diseñar la redacción de un plan estratégico y territorial y fomentar la participación y el gobierno abierto. Y es que muchos de los argumentos esgrimidos por organizaciones vecinales a lo largo de los últimos 40 años siguen vigentes. Así lo demuestra éste: “La promoción de la segunda residencia como construcción expansiva es una aberración. Hay que promover alojamientos con menos impacto ambiental”. Fue pronunciada en Dénia en 1977. Parece de ayer. Mucha de esa segunda residencia hoy está vacía.

Aguaits 24. La figura de Antoni Lluis Carrió

El acto en Pedreguer sirvió también de homenaje a la figura del secretario general del Institut, Antoni Lluís Carrió, fallecido en junio de 2013, por parte de la actual presidenta de ese organismo, Rosa Seser. El último número de Aguaits contiene ese mismo sentimiento hacia Carrió: “Solen dir que als homes se’ls recordarà pels seus fets i no per les seves paraules. Però a Antoni Lluís el recordarem sempre per les dos coses”.

5. Próximas presentaciones

En las próximas fechas, el trabajo se presentará en otros municipios y otros foros:

  • 29 de marzo. La Marina Alta: visió de una comarca. Uned y Fundació Germans Gavilà. Sede de la Fundación en Dénia a partir de las 9.30 de la mañana.
  • 3 de abril: Congreso sobre conflictos urbanos. Universidad de Valencia. 11.15 de la mañana.
  • 9 de abril. El conflicto de la carretera del Montgó a finales de los años 70. Con Pepe Crespo, Joan Sala y Vicent Balaguer. Jesús Pobre. 20.00 horas.
  • 10 de abril. Presentación del último número de Aguaits. Casa de Cultura de Xàbia. 20.00 horas.

 

Font: http://lamarinaplaza.com/2014/03/26/la-marina-alta-ante-su-propio-espejo-cuarenta-anos-de-movilizaciones-ciudadanas-por-la-comarca-sonada/

 

Leave a comment

L'adreça electrònica no es publicarà Els camps necessaris estan marcats amb *

Sou un humà? empleneu l\'operació següent / Are you a human? please fill the form below *